-->

viernes, 1 de marzo de 2019

Reparación del montante delantero

El montante interior del lado conductor lo tenía de pena. La pieza estaba partida en dos pedazos y solo la sujetaba el tapizado símil piel. Por fortuna no se había rajado el tapizado, pero estuvo así unos 5 años en muchas ocasiones durante el swap pasando semanas al sol sin protección.


Esto provocó una serie de arrugas en el tapizado que endurecieron y la pieza daba pena verla, especialmente con lo a la vista que está. Teniendo en cuenta que no se ven E30 en los desguaces
por aquí y que no pienso pagar una fortuna a ningún espabilado especulador decidí repararla.

Siento deciros que no tengo imagen del "antes" y eso que he tenido tiempo de sobra para hacerla,
pero no caí. Como es lógico, lo primero que hice fue limpiar y desengrasar las dos piezas de ABS que quería pegar. Por fortuna las dos piezas se partieron sin dejar dejar fragmentos.

Utilicé un pegamento especial para plásticos que suelda el plástico y lo dejé actuar 24h. Después lijé bien toda la zona donde pegaría el tapizado para evitar escalones o alguna otra imperfección.


El tapizado no es tan flexible ya como hace 30 años y no había forma de eliminar las arrugas que la fractura había provocado. Use un pegamento en spray para tapicería que va muy bien, pero las arrugas eran otro cantar. Podría haber usado calor pero me daba miedo por el tapizado que como comento ya son treinta años y podría rajarse o deformarse demasiado por el calor.

Opté por forrar todo de precinto. aplicando en cada vuelta mucha tensión, para poder alisar el tapizado al máximo y eliminar cualquier burbuja de aire o arruga.


Lo dejé "precintado" en tensión durante otras 24h para que el pegamento actuase al 100%. Tras esto fui retirando el precinto cuidadosamente. Para mi sorpresa se despegaba con facilidad y no dejaba restos.


Con todo el precinto quitado, el montante quedó como nuevo. Lo sometí a algunas pruebas de fuerza para comprobar la resistencia y flexibilidad de la fractura reparada y fue todo perfecto. Es una pieza flexible dentro de lo que cabe esperar de un montante y muy resistente, como si nunca se hubiese partido.


La idea del precinto salió perfecta, ni una sola arruga, ni burbuja de aire. Además ha quedado mejor pegado que antes, ya que el pegamento antiguo había comenzado a despegarse por otras partes.

Solo quedan los bordes que dan al exterior, que esos van pegados al montante de chapa al instalarse en el coche.


Espero que os sirva a alguno que tenga un problema similar o que necesite una y las de desguace se vean rotas. Tienen solución!! Un saludo a todos.

0 comentarios :

Publicar un comentario